Cómo prevenir las puntadas abdominales al correr

Cuando comenzamos a correr es una de las primeras molestias que sentimos. Una puntada intensa a un costado del tórax, justo debajo de las costillas, que nos paraliza. No existe consenso de qué lo provoca, pero sí existen técnicas para superarlo. Aquí algunos consejos:

No eres la única. Muchos corredores, sin importar su nivel, han sentido por lo menos una vez ese molesto dolor al costado del abdomen. Esa puntada matadora de entrenamientos que muchas veces nos obliga a parar. A pesar de que es una molestia común no existe consenso entre los especialistas sobre qué la provoca. “La causa exacta de este fenómeno común es aún desconocida, pero puede deberse a espasmos del músculo diafragma ó a un atrapamiento de gas en los ángulos hepáticos o esplénicos (bazo) del colon. Se ha sugerido también su asociación al ejercicio realizado poco después de haberse consumido una comida sólida”, asegura a Ladyrun el doctor Álvaro Bustamante, especialista en medicina deportiva de Clínica MEDS.

Esa puntada matadora de entrenamientos que muchas veces nos obliga a parar. A pesar de que es una molestia común no existe consenso entre los especialistas sobre qué la provoca

Este dolor, que también se le conoce como ‘flato’, generalmente se presenta como una puntada en los cuadrantes superiores del abdomen. Aunque no se conocen sus causas sí hay cosas que podemos hacer para prevenirlo.

  • Alimentación

Por su composición hay alimentos que requieren más trabajo para ser digeridos, como las grasas y los altos en fibra. Lo recomendado es comerlos en moderación y dos horas antes de entrenar para prevenir el dolor del costado. No comer nada antes de ejercitarte tampoco está recomendado. Lo mejor: elige un alimento ligero y dale tiempo a tu cuerpo para digerir antes de correr.

  • Respiración

La respiración es clave y muchas de nosotras la olvidamos durante el entrenamiento. Respirar conscientemente es clave para un buen rendimiento y también nos ayuda a prevenir esta molestia. “Las inspiraciones profundas y la respiración ‘abdominal’ podría disminuir su intensidad”, asegura el especialista de Clínica MEDS.

  • Elongación

No sólo nuestra piernas requieren elongar antes de ejercitarse, la zona abdominal también. Una buena manera de prevenir es estirar completamente el cuerpo realizando inspiraciones. Y si ya estamos corriendo y sentimos ese pinchazo lateral el profesor de educación física y HeadCoach de O2 Runners del gimnasio O2 Fit, Rodrigo Zamorano recomienda: “ Contraer los músculos abdominales e inclinarlos un poco hacia adelante y presionando con la mano la zona afectada. Esto se realiza de 3 o 4 veces”.

por

Comentarios