Suscríbete
Búsqueda

Macarena León: “Corriendo la satisfacción es tan grande que se olvida todo el esfuerzo”

Levantarse temprano, cuidar cada comida y días de incontable esfuerzo físico. Todos esos sacrificios son irrelevantes frente a la avalancha de felicidad que nos aporta correr. Por lo menos así lo cree Macarena León, corredora amateur con 6 maratones en su currículum.

Los maratones son para Macarena León- periodista de 44 años- terreno conocido. En noviembre pasado sumó el número 6 a su historial deportivo que comenzó hace 15 años.

En noviembre del 2018 corrió su maratón número 6, en Nueva York. Su pasión por los kilómetros comenzó hace 15 años. Parte del grupo Corremundos – guiado por el coach Julio Uribe – ha pasado largos períodos sin entrenar, como cuando se fue a vivir al sur y le costó mantener la rutina, pero nunca lo dejó al ciento por ciento.

El amor por el running es de familia. Su mamá, con quien ha corrido en algunas competencias, ya tiene más de 12 maratones en su historial deportivo.

¿Cuándo fue tu primera carrera oficial? No la recuerdo con exactitud. Debe haber sido 10 Km. Fui subiendo de a poco la distancia en la medida que mejoraba mi rendimiento. Mis primeros 21 fueron en la Maratón de Santiago 2004, muy duros porque el circuito era de subida.

¿La primera maratón completa? Al año siguiente, en Santiago, el 2005. La ruta era espantosa; empezaba y terminaba en el Parque O’Higgins, corrías entre medio de las micros y los autos y te perdías en las calles. Apenas había señalización para seguir. Había entrenado mucho, estaba muy bien preparada, pero igual en algunos momentos me preguntaba qué estaba haciendo ahí y porque seguía si ya estaba cansada. Pero al final, corriendo la satisfacción es tan grande que se olvida todo y ya estás pensando en cual será tu próximo desafío.

Mejor horario para correr: ¿Am o Pm? Me acostumbré a entrenar en la mañana, que en días laborales significa 6:20 AM. No me cuesta tanto levantarme y me deja llena de energía para el resto del día.

¿Rutas preferidas? ¡Muchas! Hay varias por el San Cristóbal que son muy bonitas cuando hacemos cross-trainning. El año pasado descubrí algunas por Chicureo bien planas que me ayudaban a sumar km para los entrenamientos largos.

¿Cuidas tu alimentación? La has modificado por las carreras? Sí, mucho. Sobre todo cuando estoy preparando una carrera de larga distancia. Tengo mi nutricionista que es especialista en deporte y me va controlando y asesorando para llegar de la mejor forma posible a la carrera. También me ayuda con lo que tengo que comer en los días previos y durante la carrera para aguantar todo el esfuerzo que significa correr 42 Km.

¿Qué opina tu familia de tu pasión? Son felices cuando me ve corriendo. Mi marido me ha acompañado a dos maratones fuera de Chile. En mi familia es normal, mi mamá también corre – lleva más de 12 maratones – , tengo un hermano y una cuñada que también son corredores. Y a mi hijo, que tiene 4 años,  le encanta, se siente orgulloso que a su mamá le den medallas.

Macarena León

Macarena con su mamá, después del Maratón de Toronto 2015

¿Tu peor experiencia corriendo? Hay dos maratones de las cuales quisiera olvidarme: Buenos Aires 2005 y Nueva York 2008. Lo pasé pésimo en ambas. No había entrenado lo suficiente y corrí igual, lo que fue una pésima decisión. En las dos lloré del km 30 hasta la meta.

¿La más entretenida? Toronto 2015. Entrenamos con mi mamá para correrla juntas. No es fácil encontrar un partner que tenga el mismo ritmo que uno. Llegamos al Km 21 riéndonos y calculando que íbamos con tiempo de sobra para la meta que teníamos. Entre el km 32 y 35 agradecí que fuera al lado mío, sino tal vez hubiese caminado porque iba muy cansada. Nos separamos después del km 38, tuve que apurar el paso porque ya necesitaba terminar de una vez. Llegué como 2 minutos antes y la esperé en la meta. Fue muy emocionante.

¿Tu última carrera? Maratón de Nueva York 2018, una revancha tras la primera vez que la corrí hace 10 años atrás. No estaba entrenando de forma activa, me inscribí en la lotería y me propuse que si quedaba retomaba con mi grupo para llegar en óptimas condiciones. NY no es una carrera fácil; el circuito tiene muchas subidas, la logística implica levantarse muy temprano y esperar horas antes de que empiece. Tuve muchos percances antes y durante la carrera – vuelo salió un día tarde, se me trancó una rodilla en el Km 21, me dio lumbago en el 30 – pero llegué a la meta.

¿Algún consejo para quienes se inician en el running? Guiarse con alguien que sepa. Es muy fácil lesionarse si uno entrena sin guía. Para correr una maratón o carreras de larga distancia es necesario preparar el cuerpo y eso implica trabajo específico de algunos músculos, mejorar la capacidad aeróbica, la resistencia y eso tiene su técnica; no es sólo sumar kilómetros.

Macarena Leon

por

Donante, periodista, sureña, amante de los libros y corredora autodidacta. Hace menos de 2 años me puse las zapatillas y nunca más paré.

Comentarios